• JUAN CARLOS

    Miembro
    5 de mayo de 2022 a las 5:35 pm

    Es sorprendente que a estas alturas para las instituciones públicas, la academia y afines, el trabajo doméstico no remunerado no existe y por ende, estas personas se encuentran imposibilitadas de cotizar en el seguro social o de acceder a cualquier beneficio de protección, como cualquier trabajador.

    El trabajo no remunerado de las mujeres en casa equivale a muchísimas horas diarias, por lo que la mayoría de las veces quedan estancadas a este rol que les limita en su desarrollo persona y profesional.

    La sociedad entera está en deuda con las millones de mujeres que diariamente ejecutan estas tareas, porque creen que es su responsabilidad añadida con el género.